A tres meses de su muerte, arranca una semana clave en la causa del fiscal Nisman

La investigación judicial tendrá en la semana un nuevo impulso, con la ampliación de declaración testimonial de sus custodios y el peritaje ocular de los criminalistas en su departamento, preludio de la decisiva junta médica del lunes 27 en que deberán dirimirse las controversias sobre la autopsia.
Además, la fiscal Viviana Fein accedió al pedido de prestar declaración testimonial de la diputada Elisa Carrió, recién llegada de un viaje a Israel, quien antes de su gira había presentado dos escritos en la causa sobre el “contexto internacional” sobre el que trabajaba el ex jefe de la UFI-Amia.
La nueva declaración testimonial de los custodios fue convocada en principio para el martes pero no fueron citados todos sino sólo 8 de los diez integrantes de la guardia habitual de Nisman, pertenecientes a la división especializada de la Policía Federal.

Cumplidos ya tres meses desde la muerte de Nisman, Fein decidió volver a escuchar a sus custodios tras haber completado una serie de medidas de prueba sobre “la mecánica de vigilancia” que cumplían y el funcionamiento de la “custodia ambulatoria”, según dijeron fuentes de la causa.

Los custodios que estaban de turno el domingo 18 de enero dijeron que habían sido citados ese día por Nisman a las once de la mañana pero tardaron cuatro horas en comunicarse con una secretaria del fiscal luego de que este no respondiera a sus llamados telefónicos y en la puerta.

Los policías explicaron que era común que lo dejaran dormir durante el fin de semana y fueran laxos con el control, pero su custodio de mayor confianza y antigüedad, el sargento Rubén Benítez, reveló que la semana anterior Nisman le había pedido asesoramiento y ayuda para comprar una pistola que, dijo, era para defensa.

Otro enigma es con quién pensaba encontrarse Nisman fuera de su departamento ya que no hay detalles de su agenda que lo registren y nadie confirmó que hubiera un encuentro pautado para esa fecha en esa hora.

Dos días después de las declaraciones testimoniales, el jueves 23 a las 14, todos los peritos criminalistas acreditados en la causa realizarán una inspección ocular al departamento y en la que comenzarán a exponerse las controversias sobre las evidencias físicas.

La fiscalía convocó a los hombres de la División Homicidios de la Policía Federal que trabajaron en el lugar en la madrugada del 19 de enero, mientras que por la querellante ex pareja de Nisman, la jueza Sandra Arroyo Salgado, estará el criminalista Daniel Salcedo, ex jefe de la Policía Bonaerense.

Para cuidar los intereses del único imputado de la causa, el especialista en informática Diego Lagomarsino, la defensa cuenta con el asesoramiento del criminalista Luis Alberto Olavarría.

La querella sostiene que Nisman fue asesinado de rodillas y que el cuerpo, que no presentaba lesiones defensivas ni restos de otros ADN que no fuera el propio, fue corrido por alguien que supuestamente dejó manchas de sangre de la víctima en el lavatorio .

La aseveración resulta contradictoria con la declaración de la propia madre de Nisman, Sara Garfunkel, quien afirmó que puerta estaba cerrada y era imposible abrirla como para salir del baño, lo que fue corroborado por la médica legista que llegó luego y que certificó su muerte.

Recién el lunes 27, y en forma separada de los crimininalistas -que es lo que pretendía Arroyo Salgado- sesionará la junta médica, donde las diferencias entre los peritajes oficiales y los infromes de la querella son abismales, sobretodo en torno a la hora de la muerte –el sábado para la querella, el domingo para los peritos oficiales- pero también sobre el espasmo cadavérico de la mano de Nisman.

La presencia de Carrió en la causa, que a diferencia de sus colegas del Pro, Patricia Bullrich y Laura Alonso, nunca dijo haber mantenido diálogo con Nisman en horas previas a su deceso, tendría un matiz de testimonio político ya que en los dos escritos sostuvo que la muerte de Nisman se vinculaba al acuerdo firmado por Argentina e Irán.

nisman.jpg_35960795

Deja un comentario