Acusan de asesinato al policía que mató a afroamericano en Carolina del Sur

Fue detenido y acusado de asesinato el policía blanco que mató a un hombre afroamericano; el video fue crucial para la detención.

En la comunidad estadounidense de North Charleston, en Carolina del Sur, el oficial de policía Michael Slager detuvo el sábado pasado a un automovilista negro por llevar una luz averiada del vehículo que conducía.

Según el primer testimonio del oficial, el automovilista detenido, Walter Scott, intentó arrebatarle su pistola paralizante y el policía, al sentirse amenazado y actuando en defensa propia, lo mató con su arma de fuego.

Sin embargo, un video anónimo llegó el martes a manos de la familia de Scott. La imagen, captada por un testigo ahora protegido, muestra al oficial Michael Thomas Slager tirar su pistola eléctrica, sacar su arma de fuego y matar a sangre fría a Walter Scott, quien fue impactado por cinco de los ocho tiros que disparó el policía: dos en la espalda, otro más que le atravesó el corazón, otro en un glúteo y uno más en una oreja, mientras se alejaba corriendo en un lote baldío.


Ya muerto, lo esposa, recoge su pistola eléctrica y la coloca junto al cuerpo de Scott.

Después de hacerse público el video, el oficial Slager fue detenido y el alcalde de North Charleston, Keith Summey, anunció que será procesado por asesinato.

Este miércoles, Slager fue despedido de la policía de North Charleston y compareció ante tribunales, donde ya se le acusó formalmente de asesinato.

“No podemos hacer volver a mi hermano y mi familia está sumida en el dolor, pero, habiendo un proceso, se habrá hecho justicia”, dijo Anthony Scott, hermano de Walter Lamer Scott.

Se han realizado diversas manifestaciones por el asesinato de Walter Scott.

Esto pasa todos los días en toda la Unión Americana, yo he estado en Ferguson, fui a Sanford por Trayvon, fui a Jacksonville por Jordan Davis Y mientras la Unión Americana no lo entienda yo seguiré diciendo: ‘la vida de los negros cuenta, comentó uno de los manifestantes

De ser hallado culpable, Michael Slager podría ser condenado a 30 años de cárcel, a cadena perpetua, o a la pena de muerte.

Deja un comentario