Admiten que pagarán más Ganancias algunos trabajadores

El ministro de economía Axel Kicillof, defendió los cambios en el impuesto, pero confesó que, tras las alzas salariales que se negocian en las paritarias, la carga tributaria podría subir.  Admitió que tras las paritarias, “lo que va a pagar [un trabajador] es más, como lo que va a pagar más de muchas otras cosas”.

“Una persona que gana 20.000 pesos este año, va a conseguir un aumento del 20, 25 o 30 por ciento, lo que consiga, y el año que viene va a conseguir otro aumento, bueno, lo que va a pagar de ese impuesto es más, como lo que va a pagar más de muchas otras cosas”, reconoció en declaraciones radiales.

De todos modos, el propio funcionario concedió que el cálculo que surge de los cambios anunciados por el Gobierno constituye “una cuenta muy complicada”, y que los “seis mil millones de pesos” que el Estado va a recaudar de menos “van a ir a quienes contribuyen con el impuesto”.

Aunque insistió en que los beneficiados con la reducción “van a pagar menos que lo que pagarían antes” -equivalente a una mejora del cinco por ciento del sueldo de bolsillo-, admitió que, con los aumentos salariales futuros, el aporte por el tributo será mayor, tal como lo señalaron varios informes privados.

“Hay que hacer todas las cuentas, y hay que tener hipótesis de cómo van a cerrar las paritarias este año, y ver cada una de las ramas particulares”, expresó.

Además, insistió en que Ganancias “es un impuesto progresivo”, y apuntó contra “una conducción sindical que ha logrado confundir” y que “logró que fueran al paro un montón de personas para defender un impuesto que no pagan”.

Kicillof también admitió que “hay cuestiones de diseño del impuesto que siempre hay que mejorarlas”, y que “vamos a seguir discutiendo”, pero advirtió que “el anuncio es éste”, pese a que el Gobierno debería refrendarlo a través de un decreto, según varios tributaristas.

“UNA PAVADA”

Por otro lado, calificó como “una pavada” las “supuestas internas” con el jefe de la AFIP, Ricardo Echegaray, en torno a este tema, pese a que fueron claras las diferencias entre ambos funcionarios.

En principio, el jefe de la AFIP se enteró recién la misma mañana del anuncio de boca del ministro sobre qué se iba a cambiar.

Luego, Echegaray dijo que el cambio del impuesto no sería retroactivo y Kicillof afirmó lo contrario (lo cual terminó ratificado en la resolución general de la AFIP).

Además, desde el organismo recaudador indicaron que la devolución de lo que se pagó de más se haría en efectivo, mientras que terminó resolviéndose que se hará en cinco cuotas mensuales.

Pero el ministro afirmó que “la resolución de la AFIP que ya está en el Boletín Oficial es exactamente igual” a lo que presentaron ambos funcionarios el lunes pasado, lo cual, evidentemente, no coincide con la realidad ni con los dichos de ambos funcionarios.

LAS IDAS Y VENIDAS DEL MINISTRO

Cambios en la argumentación oficial

  • “Hay que hacer todas las cuentas y hay que tener hipótesis de cómo cerrarán las paritarias”
  • “Hay cuestiones de diseño del impuesto que siempre hay que mejorarlas, que vamos a discutir”
  • “La resolución de la AFIP que está en el Boletín Oficial es exactamente igual a lo que anunciamos”

 


kicilof

.

Deja un comentario