Brasil: Gritos, insultos y ratones sueltos en la sesión más esperada del caso Petrobras

El tesorero del PT declaró en una alborotada audiencia en el Congreso sobre su presunto rol como distribuidor del dinero de coimas a los partidos de la alianza oficialista.

En medio de un gran alboroto, con ratones sueltos en la sala, gritos e insultos cruzados, el tesorero del oficialista Partido de los Trabajadores (PT), João Vaccari Neto, negó ayer ante la comisión parlamentaria que investiga la corrupción en Petrobras que a través de él la agrupación haya recibido dinero ilegal originado en los sobornos pagados por empresas constructoras a la petrolera estatal.

La muy esperada audiencia en el Congreso por las primeras declaraciones de Vaccari Neto tuvo ribetes circenses no bien se inició, cuando una persona lanzó una caja con cinco ratones contra el estrado de los legisladores que conducían el proceso. De pie y a los gritos, los parlamentarios pidieron que agentes de seguridad atraparan a los roedores, mientras el tesorero petista permanecía inalterado en su asiento.

Frente a la confusión generada, el líder de la bancada oficialista en la Cámara de Diputados, Sibá Machado, acusó a la oposición de haber soltado los animales para transformar la sesión en un show mediático (“ratón” es utilizado como sinónimo de “ladrón” en portugués). Pero luego se supo que quien llevó los roedores era un empleado del segundo vicepresidente de la Cámara, Fernando Giacobo, del Partido de la República (PR), miembro de la coalición gubernamental y una de las tres fuerzas -junto al PT y al Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB)- que tiene políticos bajo la lupa del Supremo Tribunal Federal por presuntamente haberse beneficiado de los desvíos de Petrobras.

La tensión volvió a adueñarse del recinto una vez que comenzaron las preguntas, en una maratónica sesión de casi ocho horas. Vaccari Neto ha sido acusado por un ex gerente de Petrobras, Pedro Barusco, y por un ex dueño de una casa de cambio, Alberto Youssef, ambos detenidos, de haber sido el nexo entre el esquema de coimas montado en la compañía y el partido. Tanto Barusco como Youssef hicieron sus revelaciones al Ministerio Público en Curitiba -donde se lleva adelante el juicio penal-, como parte de un acuerdo para reducir sus condenas. Señalaron que Vaccari Neto era responsable por recoger un porcentaje de los sobornos que empresas constructoras pagaban para garantizarse contratos con Petrobras. Según ellos, esos fondos eran disfrazados como donaciones al PT y sus aliados para ser utilizados para financiar campañas electorales, entre ellas, presuntamente, la de 2010, en la que fue elegida Dilma Rousseff.

“Todas las donaciones fueron hechas por medio de transacciones bancarias, están dentro de la legislación vigente y son declaradas a la justicia electoral”, afirmó Vaccari Neto, que reconoció haber tenido encuentros con Barusco y con Youssef, pero aclaró que nunca discutió con ellos las finanzas del PT.

El tesorero señaló que todos los partidos políticos recibieron donaciones de las grandes constructoras involucradas en el “petrolão” y acusadas de haber formado un cartel, aunque resaltó que él nunca aceptó dinero en forma personal en cuentas en el exterior, como han asegurado sus delatores.

“Las afirmaciones que son hechas en delaciones premiadas que se refieren a mi persona no son verdaderas. No tengo cuenta en el exterior, tengo una cuenta corriente y una sola tarjeta de crédito en Brasil. Una delación no es una prueba; no acepto las ofensa que hacen contra mi persona”, se defendió.

Las declaraciones de Vaccari Neto habían despertado mucha expectativa en el mundo político de Brasilia. Por el escándalo ya fueron arrestadas 39 personas, están siendo investigados más de 40 políticos, la cúpula de la petrolera debió renunciar y las acciones de la compañía perdieron más de un 40%, con el consecuente estancamiento de proyectos y una ola de despidos.

Por su parte, la presidenta evitó ayer referirse a la audiencia del tesorero del PT, pero en un acto popular defendió a Petrobras, y en una entrevista a la cadena CNN negó que su campaña haya recibido financiamiento ilegal de la red de corrupción de la compañía..

Brasil ratones

Deja un comentario