Comerciantes venden 40 por ciento menos por las obras en las peatonales

Los trabajos comenzaron hace 50 días y es complicado caminar o hacer compras en la zona.

“Es incómodo para los peatones, sobre todo aquellos que llevan el changuito. El espacio es muy chico y la gente pasa rápido hacia los lugares más abiertos”, sostuvo Macarena, vendedora de ropa de la peatonal Florida.

Tras las reformas que debieron paralizarse por el rechazo de los vecinos, iniciaron un nuevo proyecto.

El 5 de marzo comenzó la nueva obra en las peatonales Florida y Alberdi después de que el año pasado, por el rechazo de la comunidad, se diera marcha atrás con la remodelación que se estaba realizando. Cuando pasaron 50 días desde que se iniciaron los trabajos, todavía no se ven tramos terminados y los comerciantes llaman la atención sobre las pérdidas: estiman que cayeron un 40 % las ventas.

A diferencia del polémico proyecto anterior, esta vez los trabajos comenzaron por las cuadras que se encuentran entre Caseros y Alvarado y avanzan hacia la avenida San Martín. El tiempo estipulado para completar la reforma era de 90 días.

Ya pasó más de la mitad del plazo. El mayor avance se puede ver en Alberdi y Caseros, donde ya empezaron a colocar las baldosas y adoquines. Pero sin haber concluido esa cuadra, los obreros ya vallaron y rompieron el piso de la siguiente, entre Alvarado y Urquiza.

La plazoleta IV Siglos se convirtió en obrador y depósito, ya que está ocupada con materiales. Los comerciantes se quejan porque hay menos movimiento y por lo lento que avanza la obra. “Hemos perdido un 40% de ventas. Por suerte no es como la otra vez. Ahora, al menos, se ve gente trabajando. Pero como la vereda que dejaron es angosta, la gente pasa rápido y no se detiene”, le contó a El Tribuno Oscar Aramayo, vendedor de telefonía celular de la calle Alberdi.

En la peatonal Florida la obra va más lenta todavía. En la primera cuadra, entre Caseros y Alvarado, recién están haciendo el contrapiso y en algunos tramos puede verse el cemento fresco. “A mí la obra me afecta un montón. Yo vendo un 40% menos. Antes acá estaba lleno y ahora no viene nadie. No veo que la cosa avance”, afirmó Valeria, vendedora de ropa de esta arteria.

En la peatonal Florida se está realizando el espacio para el soterrado de cables, obra que la peatonal Alberdi ya tenía hecha. Entre Alvarado y Urquiza solo levantaron algunas baldosas y cavaron la zanja para el soterrado hasta un poco más de la mitad de cuadra. Cuando este medio estuvo allí, no había obreros trabajando.

 

Para la remodelación de las peatonales se llamó a dos licitaciones en enero: una por cada arteria. Son dos empresas las contratadas. En la Alberdi trabajará la constructora Romero – Igarzábal, con un presupuesto de $9.275.304,89 y un proyecto que contempla los arreglos de la plazoleta IV Siglos. En la Florida los trabajos serán llevados a cabo por Madeo con fondos por $10.078.587,77 para la refuncionalización y soterrado de cables. La puesta en valor de estas dos arterias está bajo la órbita de la Secretaría de Obras Públicas de la Provincia.

Según los plazos, los trabajos se deberían terminar en mayo. Se calculaba un mes por cuadra, pero esos plazos no se están cumpliendo.

Farolas y baldosas flojas

Caminar por las peatonales Florida y Alberdi, entre San Martín y Urquiza, es un peligro. Esas cuadras fueron las remodeladas el año pasado, pero la obra fue suspendida por el descontento de los ciudadanos y la falta de planos.

Hoy esas dos cuadras se encuentran en un estado lamentable. Le faltan muchas baldosas y otras están mal puestas.

Las modernas farolas que colocaron están flojas. En algunos sectores pueden verse los cables sueltos y al aire libre. Esta es una obra que fue finalizada en noviembre y ya se encuentra destruida.

ventas 2

ventas 1

Deja un comentario