Conflicto con el Mundial 2030: el gobierno uruguayo rechaza a Paraguay en la candidatura

El director de la Secretaría Nacional de Deportes charrúa, Fernándo Cáceres, sostuvo que sólo “seguirán trabajando” con Argentina; el 4 de octubre Gianni Infantino tiene programado asistir a Buenos Aires para el lanzamiento oficial.

La ausencia tanto del presidente Tabaré Vázquez así como del máximo referrente del fútbol uruguayo, Wilmar Valdez, del cónclave del último 12 de septiembre para la organización de la candidatura del Mundial 2030 fue una primera manifestación de disconformismo. La misma quedó ratificada hoy con la expresión del gobierno del vecino país rioplatense que desconoce a Paraguay como integrando el proceso de gestión para lograr la sede de aquella Copa del Mundo.

“En la medida de que no haya un planteo formal en alguna de las instancias previstas para plantear sumarse a la organización del Mundial de 2030, Uruguay seguirá trabajando en conjunto con Argentina. Hay dos caminos posibles para manifestar el interés formal. Uno es a través del equipo binacional que formaron Uruguay y Argentina y el otro es una comunicación formal de presidente a presidente. En caso alguno de los dos hubo un contacto de ese tipo desde Paraguay”, dijo el director de la Secretaría de Deportes uruguayo, Fernándo Cáceres, en declaraciones al diario El Observador.

“El presidente habló con su par de Paraguay hace unos días pero por otros temas, la organización del Mundial 2030 nunca estuvo sobre la mesa”, agregó Cáceres que ponderó el mensaje enviado por Luis Suárez y Lionel Messi en la previa del último partido de eliminatorias entre Uruguay y Argentina en el estadio Centenario.

De esta manera, Uruguay pone de manifiesto que no tiene intenciones de sumar otro país tal como habían anunciado el presidente paraguayo Horacio Cartes y el titular de Conmebol, Alejandro Domínguez, desde Asunción hace quince días.

En enero de 2016, Maruicio Macri y Tabaré Vázquez habían ratificado, en Buenos Aires, la decisión tomada en 2006 de postularse en conjunto para organizar el Mundial de 2030. Sin embargo, el estrecho vínculo bilateral entre Macri y Cartes permitió sumar a Paraguay por sobre la intención que había manifestado Chile en 2015 para intentar también sumarse a la iniciativa sudamericana.

Con este conflicto, el próximo martes habrá una reunión de Consejo de Conmebol en Asunción donde los tres embajadores futbolísticos del proceso y representantes de sus asociaciones deberán buscar una solución a este incipiente conflicto de intereses: Claudio “Chiqui” Tapia, el uruguayo Wilmar Valdez y el paraguayo Robert Harrison se reunirán con Alejandro Domínguez como anfitrión en la sede de Luque.

A la par, los tres presidentes deberán iniciar charlas informales para lograr un acuerdo con una fecha límite impuesta por agenda: el 4 de octubre el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, tiene previsto visitar Buenos Aires para el lanzamiento formal de la candidatura.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*