Del Potro jugó con 40° grados de calor, ganó y avanzó en el Abierto de Australia

El número 10 del ranking se impuso al ruso Karen Khachanov por 6-4, 7-6 (7-4), 6-7 (0-7) y 6-4. En la tercera ronda irá con el checo Tomas Berdych. También pasó Nicolás Kicker, que superó al eslovaco Lukas Lacko.

Juan Martín Del Potro le hizo frente al calor infernal del estadio Hisense Arena y a sus propios achaques físicos. Bajo un sol inclemente y con una temperatura que superó los 40 grados centígrados, el argentino avanzó a la tercera ronda en el Abierto de Australia. El tandilense se impuso en cuatro sets ante el ruso Karen Khachanov en un partido vibrante, en el que tuvo que mostrar sus mejores recursos para ganar.

Después de vencer sin inconvenientes al estadounidense Francis Tiafoe en el debut, el número 10 del mundo afrontó un compromiso mucho más parejo ante el joven ruso, de 21 años y ubicado en el 47º puesto del ranking ATP. Por eso, recién pudo descansar cuando el reloj marcaba las tres horas y 44 minutos de partido, con un demandante 6-4, 7-6 (7-4), 6-7 (0-7) y 6-4.

Desde el inicio quedó claro que el encuentro no sería tan sencillo. El primer set fue para Del Potro, que se hizo fuerte con su revés y aprovechó un quiebre en el tercer game. En el parcial siguiente, Khachanov pulió su juego y sacó a relucir su potente saque (10 aces en esa manga, 28 en total). Sólo una leve ventaja en el tie break le permitió a la Torre de Tandil aumentar su diferencia en el resultado.

Después entró a jugar otro factor, un invitado anunciado: el calor. A pesar de los más de 40 grados en Melbourne (la temperatura fue mayor en la cancha), el rendimiento del ruso no cedió. Incluso, empezó a variar sus tiros y a subir la exigencia. En cambio, el tandilense sintió las condiciones climáticas. Con un quiebre por lado, hubo otro desempate. Esta vez, el 47 del mundo achicó la diferencia con un contundente 7-0.

El trámite del partido dejó consecuencias en Del Potro, que debió ser atendido por molestias en la pierna izquierda. Después, se dedicó a recuperar su potente drive y a neutralizar los intentos de Khachanov. Logró quebrar el servicio de su rival en el quinto game, una brecha que sería decisiva para avanzar a la siguiente fase.

“Estoy feliz de estar jugando otra vez en Melbourne después de tantos años. Extrañaba estas batallas y tengo dolores por todos lados, pero sigo en pie”, señaló Juan Martín Del Potro, que no jugaba el primer Grand Slam de la temporada desde 2014.

Su próximo rival será el checo Tomas Berdych, que doblegó al español Guillermo García-López por 6-3, 2-6, 6-2 y 6-3. El encuentro se disputará el sábado.

Con él, serán tres los argentinos en la tercera ronda. Diego Schwartzman había logrado su pase el miércoles a la madrugada, mientras que Nicolás Kicker se sumó a la lista un rato antes de que Delpo saliera a la cancha. El hincha de Vélez (93º ATP) venció al eslovaco Lukas Lacko (86°) en cuatro sets y le dio más fuerza a su buena semana en Australia.

Después de superar al local Jordan Thompson en casi cuatro horas, esta vez se impuso por 6-2, 7-5, 1-6 y 7-5, luego de dos horas y 32 minutos. El argentino, de 25 años, se sobrepuso al poderoso saque del australiano y a algunas dolencias físicas (ampollas en un pie) en el tercer set y se llevó los tres games finales del último parcial para sellar su boleto.

Como consecuencia de su tercer triunfo en un partido de Grand Slam, Kicker ahora buscará los octavos de final. Enfrente estará el húngaro Marton Fucsovics (80º del escalafón), que dio la sorpresa al eliminar al estadounidense Sam Querrey (13º).


 

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*