El hincha de Belgrano arrojado de una tribuna, “Tiene pocos signos de vitalidad cerebral”

El hincha de Belgrano arrojado ayer desde una tribuna del estadio Mario Alberto Kempes luego de una pelea en el entretiempo del clásico cordobés con Talleres, continúa en “grave estado, con pocos signos de vitalidad cerebral”, informaron desde el Hospital de Urgencias, donde permanece alojado en terapia intensiva. Emanuel Balbo, de 22 años, presenta “muy pocos reflejos” debido a un “trauma de cráneo grave”, indicó el director del hospital, Maximiliano Tittarelli, a la emisora radial Cadena 3. “Ingresó con fractura y hundimiento parietal, con edema cerebral, estado de conciencia muy bajo. Es un trauma de cráneo grave, su estado es crítico, a tal punto que hay muy poco reflejo, tiene pocos signos de vitalidad cerebral”, añadió Tittarelli.

Familiares y allegados de la víctima aseguraron que Balbo inició una pelea con otro hincha que lo había señalado a viva voz como simpatizante de Talleres, lo que provocó que otros hombres se sumaran al incidente para intentar golpearlo. Al verse en inferioridad, Balbo quiso escapar y saltar por una de las bocas de salida de la tribuna, pero fue lanzado con vehemencia por al menos tres hinchas, como muestran imágenes fotográficas que captaron el momento preciso de la caída. El hincha golpeó fuertemente su cabeza contra el suelo y fue derivado de urgencia al hospital, al que llegó con un cuadro de paro cardiorespitario que pudo sortear con maniobras de reanimación.

Lucas Ortega, amigo de Balbo que lo acompañaba en la cancha, negó que la víctima sea hincha de Talleres como lo marcó el otro hincha, con quien mantenía “una vieja disputa”. “Emanuel es hincha de Belgrano, todos los partidos vamos a la cancha. Él ya tenía problemas con ese chico desde antes y cuando terminó el primer tiempo éste le dijo que se fuera”, relató Ortega.

Rául Balbo, padre de Emanuel, dio más detalles y explicó cuál sería el motivo de la pelea, en diálogo con La Voz del Interior: “El problema se arma porque a mí hace cuatro años me mataron un hijo y él va a la cancha y se encuentra con uno de los que lo mataron. Ahí se arma el problema y como Oscar Gómez, poco hombre, en vez de él defenderse solo, incitó a la violencia con todos los amigos que tenía ahí agrediendo a mi hijo, empezaron a pegarle y hacerle lo que le hicieron”.

El hecho es investigado por la fiscal Liliana Sánchez y desde la policía informaron que por el momento no hay personas detenidas.

Fuente: La Nación 

Deja un comentario