El primer paso rumbo a Nicaragua se disputa hoy

A las 16, en Popeye, se abre el telón de la final en la Liga Argentina de béisbol entre Infernales y Falcons.

Meses atrás, en la Summer Cup, se dio vida a un proyecto ambicioso e inédito en el país: la Liga Argentina de Béisbol, una competencia que busca profesionalizar la disciplina en el territorio albiceleste, y desde febrero hasta su inicio en septiembre hubo muchas dudas. 

Sin embargo, una vez que se puso la bola en juego, la disciplina hizo un click y hoy, desde las 16, comienza a definirse con la gran final entre Infernales y Falcons, en Popeye, para saber cuál será el equipo que representará al país en la Serie Latinoamericana de Nicaragua.

Las franquicias de Popeye (Infernales) y Dolphins (Falcons) llegaron a la instancia final después de haber dominado de principio a fin la fase regular, en sus respectivas zonas. Los espinacas obtuvieron la mayor cantidad de victorias en la norte, mientras que los naranjas hicieron lo propio en la zona sur, más precisamente en Córdoba. El fin de semana pasado ambos conjuntos (junto a Pampas y Cóndores, ya eliminados), llegaron a la postemporada con casi treinta partidos para cada equipo, y sin dudas el nivel de cada pelotero aumentó considerablemente.

A los seis clubes participantes del torneo (también estuvieron Águilas, de Cachorros, y Pumas, el equipo B de Dolphins), se sumaron refuerzos de calidad, llegados en su mayoría de Venezuela.

Muchos llegaron por la crisis económica de ese país, pero también para descubrir el béisbol argentino.

Hoy solo dos llegaron a la pelea por el título, pero ambos planteles se pudieron reforzar con los mejores jugadores de los equipos que quedaron en el camino, y el choque promete ser de gran calidad.

Si bien hoy se jugará un solo encuentro, la competencia sigue mañana, a las 10 y a las 16, siempre en el predio espinaca.

El domingo, si es que la serie no se define antes, ya que es al mejor de cinco partidos posible, se completará la final, también a las 10 y a las 16.

El campeón obtendrá algo más que el trofeo, porque del 26 al 31 de enero disputará un torneo con los mejores equipos del continente.

 

Final para el infarto entre tricolores y espinacas

En el recientemente remodelado diamante del club Los Cachorros, ayer se llevó a cabo la finalísima de la categoría pre-juniors de béisbol, entre el local y Popeye, dos gigantes de la disciplina no solo a nivel local, sino también nacional. Y el tricolor se consagró al vencer a los espinacas por 12 a 11.

Ambos equipos llegaron al partido definitivo del torneo Honor después de una muy buena temporada, con viajes en el medio y convocatoria nacional para muchos de los peloteros de ambos equipos.

El partido fue variando a medida que transcurrieron los innings. Casi siempre los espinacas fueron al frente, aunque con una distancia corta. 7 a 5, 9 a 8, entre otros resultados parciales que se dieron.

Los tricolores fueron más contundentes al final y pudieron dar vuelta el partido (primero 11 a 9), para terminar arriba en el marcador con una mínima diferencia de 12 carreras a 11.

Los amantes del béisbol pudieron disfrutar de una tarde repleta de emociones y buen juego, que consagró a los peloteros dirigidos por Luis Cruz, acompañado de Ezequiel Hurtado y Nicolás Corvalán.

Cabe recordar que los beisbolistas que participaron de la gran final, dentro de un tiempo serán los principales protagonistas de la nueva Liga Argentina que busca profesionalizar la disciplina.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*