El Tribunal Electoral impidió la auditoría reclamada por el Frente Romero + Olmedo

El Frente aseguró que “el Tribunal Electoral no entregó los elementos necesarios para hacer efectiva la auditoría” y que “sigue negando el acceso y la publicación del código fuente para auditar todo el proceso electoral”. “Quieren que convalidemos un procedimiento restringido porque el trabajo de la UNSa no comprende todas las etapas del proceso electoral”, argumentó.

El Frente Romero + Olmedo invalidó hoy la auditoría del sistema de voto electrónico, a cargo de la Universidad Nacional de Salta (UNSa), a la vez que denunció que el Tribunal Electoral impidió la auditoría reclamada por el Frente, al no entregar los elementos necesarios requeridos para hacerla efectiva.

“Ayer solicitamos una serie de elementos para que nuestra auditora, la empresa KPGM, de renombre internacional, pudiera realizar una auditoría. Sin embargo, en el día de hoy no nos entregaron el material requerido”, sostiene.

Asimismo, aseguraron que el procedimiento propuesto hoy por el Tribunal fue “una puesta en escena que busca confundir a la ciudadanía para probar la supuesta transparencia del sistema”.

Además, sostuvieron que no entregaron los elementos necesarios para permitir a los auditores del Frente – profesionales de la prestigiosa empresa KPGM- a realizar una auditoría que garantice la transparencia y seguridad del sistema.

“Del trabajo de auditoría propuesto por la UNSa no surge que se vaya a publicar el Código Fuente, a pesar de que desde el gobierno se ocuparon de informar sobre dicho tratamiento. El Tribunal Electoral sigue sin garantizar a la ciudadanía  el acceso irrestricto al Código Fuente algo esencial para garantizar la transparencia y confiabilidad del sistema y despejar así las sospecha sobre la privatización del sistema electoral de Salta”, afirmó el Frente.

En ese sentido, aseveró: “Que el Tribunal esté violando la ley de voto electrónico prohibiendo a las fuerzas políticas de la provincia a conocer y auditar todas las etapas del proceso electoral y su código fuente. Concentrar en el trabajo encomendado a profesionales rentados por el gobierno provincial las expectativas de analizar responsablemente una elección que ha mostrado graves irregularidades equivale a sacrificar el contralor y mantener la inercia que ha despertado sospecha ciudadana sobre el sistema electoral”. 

Además, sostuvieron que ante lo sucedido hoy queda en evidencia que “el Tribunal Electoral no tiene interés en garantizar la transparencia y seguridad de las elecciones general del 17 de mayo próximo”.

“Desde el primer día denunciamos la existencia de irregularidades y maniobras fraudulentas para distorsionar el resultado de las elecciones del pasado 12 de abril. Cada uno de nuestros requerimientos han sido negados sistemáticamente por el Tribunal, lo que no puede interpretarse sino como una estrategia para ocultar las graves negligencias e irregularidades que han sucedido con el sistema del voto de boleta electrónica”, afirmaron.

Deja un comentario