Fernández: “Estoy en contra del voto electrónico”

La denuncia de graves irregularidades con el voto electrónico en Salta y el escándalo por el ocultamiento del 10 por ciento de los votos en Santa Fe arrojan un manto de sospecha que no solo deslegitima a los comicios, sino que amenazan la legitimidad de los gobiernos que emerjan de las elecciones generales.

Por ese motivo, las autoridades nacionales de resisten a hablar de fraude y hasta el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, habitualmente predispuesto a hablar sin demasiados filtros,  dijo: “no me entra en la cabeza, no sé lo que paso en Santa Fe” y aseguró que siempre estuvo “decididamente en contra del voto electrónico”.De ese modo abandonó la cautela que había exhibido en Salta hace doce días cuando, al ser consultado sobre las denuncias de fraude en Salta, afirmó que “es un tema que no nos preocupa”.

Ayer, la preocupación era manifiesta. “Si nos jactamos de tener el sistema que tenemos, aunque parezca rudimentario. Veamos lo realizado en Alemania, que fue uno de los precursores del voto electrónico y la respuesta que han tenido los obligó a dejarlo de lado”, agregó y sostuvo que “los alemanes entienden que -el voto electrónico – no expresa la voluntad del electorado y el electorado no está convencido que el voto que expresó es el que realmente se va a contabilizar” en el escrutinio, explicó el jefe de Gabinete.

El voto electrónico elimina la seguridad del votante al no ofrecer la posibilidad de control desde su emisión hasta el final del recorrido.

En el caso de Salta se agrava porque las máquinas emitieron votos contrarios al emitido por el ciudadano, alteraron los números de documento en los troqueles y, sobre todo, porque facilitaron la presencia de supuestos instructores que inducían el voto.
Además del caso alemán, mencionado por Fernández, está presente la preocupación por el fraude realizado en Florida, Estados Unidos, donde las máquinas estaban programadas para acomodar los votos a favor de George Bush y en perjuicio de Al Gore.”En el sistema electrónico usted tiene que confiar que el resultado que se fue sumando voto por voto en un soft que no sabe ni cómo se preparó y que le garantice que tenga el resultado. Fernández opinaba en 2011 que la digitalización “deslegitima” las votaciones y destacó el proceso electoral que se aplica en la Argentina con el voto papel otorga “certeza y seguridad”.

Para el gobierno nacional, la experiencia de voto electrónico en la ciudad de Buenos Aires representa un grave desafío, ya que saben que es un sistema programado para que gane el que gobierna, y allí gobierna Mauricio Macri.

En cuanto al escándalo en Santa Fe, Aníbal Fernández sostuvo que “es una responsabilidad de quien llevó a cabo el escrutinio, tras conocerse que aún faltan por escrutar más de 800 mesas.

fernandez

Deja un comentario