casopaolaalvarez hermanodelnovio

Guillermo Zambrani: “Paola le mentía a su mamá para verse con Santiago”

Uno de los hermanos del principal sospechoso en la causa Paola Álvarez habló con El Tribuno y contó su verdad. “Mis padres son perejiles presos”, dijo.

El viernes que viene se cumplirá un mes de la desaparición de Paola Álvarez, la joven madre de 21 años que fue reportada como desaparecida desde el viernes 5 de mayo. En la causa están detenidos Santiago Zambrani, supuesto novio de la víctima, y sus padres, quienes a entender del fiscal penal Ramiro Ramos Ossorio, encubrieron a su hijo. Uno de los hermanos del sospechoso, Guillermo Zambrani, se acercó al diario El Tribuno para contar su verdad de todo lo que viene sucediendo. “Hasta el momento aguanté y no quise decir nada, respeté un tiempo prudencial para ayudar en la causa, al fiscal desde un primer momento le acerqué todo lo requerido. Sin embargo, resulta que mis padres siguen presos sin pruebas que los incriminen”, apuntó.

“Mi viejo todo el tiempo se mantuvo en contacto con la gente de la Brigada porque primero fue a buscar a mi hermano -Santiago- y no lo encontró, y siempre llamó a la gente de la Brigada para decirle que no lo podía encontrar. Fue hasta el Autódromo donde estaba viviendo mi hermano, le preguntó a la señora dueña del inquilinato por Santiago y no sabía nada. Desde ese momento mis padres fueron a dar aviso a la Brigada y quedaron detenidos el martes 9 -de mayo- cerca de las doce de la noche”, expresó Guillermo Zambrani.

El joven, quien tiene a parte de su familia detenida en la Alcaidía de esta ciudad, contó también que al otro día -miércoles 9 de mayo- se presentó con el abogado René Gómez -defensor de sus padres- a la Fiscalía. “El fiscal -Ramiro Ossorio- nos dijo que si mi hermano se presentaba a declarar mis viejos quedaban libres. Lo llamé varias veces a mi hermano, me daba el contestador, hasta que al parecer prendió el teléfono y pude dar con él. Logro localizarlo, creo fue el jueves al mediodía, estaba en un hostal de Salta. Me dijo que quería estar solo, estaba al tanto de la situación, de hecho intentó hacer una denuncia, después buscar a un abogado por todo lo que había salido en los medios, culpándolo de haber matado a la chica”.

“El tema aquí es que el fiscal no cumplió con lo que dijo, mis viejos no quedaron libres y hasta el día de hoy siguen presos solo porque el fiscal dice que mi viejo se demoró en llevarlo a mi hermano y mi vieja porque tiene llamadas con sus hijos, no sé dónde puede haber un delito ahí”, apuntó contra Ossorio uno de los hermanos de Santiago Zambrani, el principal imputado en la causa de Paola Álvarez. “El fiscal pretendía que Santiago dijera que mató a la chica y listo, pero mi hermano dijo que no la mató”.

¿Y el marido de la chica?

Guillermo Zambrani también se preguntó por qué el fiscal no investigó al “actual marido que tiene la chica, con el que viven bajo el mismo techo a pesar de estar separados. Es el padre de la chiquita que tienen. A pesar de eso, esa chica también andaba con mi hermano a pesar de que dicen que eran amigos. Paola le mentía a su mamá para verse con mi hermano, lo de la fiesta vip es mentira al igual que lo de ese tal Dany, se trata de un muchacho que se presentó solo a declarar, y se negó de ser alguien que hace fiestas clandestinas. Por qué no investigan más al tipo que vive bajo el mismo techo de esa chica, me dijeron que tenía denuncias de la chica por golpes, que la amenazaba, sin embargo vivían bajo el mismo techo. Ella salía con los dos, y me parece que a ningún hombre le gustaría estar viviendo con alguien que anda con otro tipo”, dejó su conclusión Guillermo, quien pone las manos en el fuego por sus padres, no así por su hermano. “Él fue el último en estar con esa chica, ahora deberá dar explicaciones y demostrar su inocencia. Pero mis viejos son perejiles que están siendo utilizados para que mi hermano se incrimine y puedan resolver el tema de una vez. Mis viejos están sufriendo un daño psicológico inmenso”, apuntó.

Detalles de la causa

Guillermo contó que el fiscal que atiende la causa, Ramos Ossorio, asegura que “la chica murió entre las doce y la una del viernes”. El joven explica que su madre no pudo haber estado jamás, “mi vieja laburó hasta las 9 de la noche, fue a mi casa y después se fue a un asado por los festejos del día del trabajador. Se quedó hasta la 1.30 más o menos. Después se fue hasta Castañares a llevarla a mi hermana y de ahí a San Luis. ¿En qué momento pudo haber hecho las cosas?”, pregunta Guillermo.
“Mi hermano contó que ese viernes a las cuatro de la tarde le pidió la camioneta a mi vieja, se fue a comprar algunas cosas. Paola le limpiaba la casa a mi hermano, después se quedaron a tomar unas cervezas y eso. Ella le manda mensaje a su mamá para decirle que se iba a la casa del tal Dany a trabajar, y era mentira estaba con Santiago. Estuvieron hasta cerca de las 4.30, él le hizo una broma sobre qué podía pasar si se quedaban dormidos. Se enojó y se fue caminando. Él le mandó un audio de voz y un mensaje y solo tenía una tilde”.

Fuente: El Tribuno Salta