Reiteran en la Federal que serán sancionados los policías que usen celulares en servicio

Fuentes policiales informaron que la medida fue dispuesta el 6 de junio de 2011, cuando aún era ministra de Seguridad Nilda Garré, pero en esta ocasión se reiteró la disposición por medio de la Orden del Día Interna (ODI) número 77 de la fuerza.

Así, se aclaró que la medida es “para su más estricto cumplimiento” y se determinó “la prohibición del envío de mensajes de texto, a través de los diferentes aparatos de telefonía celular, a los efectivos de la citada Institución, cuando estos se encuentren realizando sus diversas funciones en las calles de la Ciudad de Buenos Aires”.

“Es increíble la cantidad de policías que hay mandando mensajes de texto para pasar el rato o usando el teléfono celular para entrar a las redes sociales. Lo peligroso es que eso provoca, automáticamente, distracción y ponen en riesgo su vida y la de terceros”, sostuvo el vocero consultado.

Asimismo, señaló que se vieron “obligados” a reiterar la orden porque “es un problema grande que se viene produciendo en estos años y no hay forma de que lo entiendan”.

“Dada la distracción en la prestación del servicio que produce la utilización indiscriminada de la telefonía celular, y a fin de preservar la propia seguridad del personal policial; la vida y bienes de la ciudadanía, y la imagen institucional, se amplía la prohibición contenida en la Resolución 234/2011 al uso de otros dispositivos tales como ipad, nextel, poc, pudiendo ser utilizados únicamente ante situaciones de emergencia o razones del servicio que así lo justifiquen”, aclara el texto.Para cerrar, se remarcó que “su inobservancia dará lugar a las sanciones disciplinarias que correspondieren”.

La Policía Federal fue la primera fuerza del país en tomar esta decisión y ahora se la ratificó ante reiteradas fallas por parte de los uniformados.

Esta medida fue adoptada también por el ministro de Seguridad bonaerense, Alejandro Granados, en abril pasado, y otras cuatro provincias ya lo habían implementado: La Rioja, Córdoba, Catamarca y Salta.

En la misma sintonía, en diciembre de 2014, el gobernador santafesino, Antonio Bonfatti, le había pedido a los efectivos de la Policía provincial que “no estén hablando por teléfono todo el tiempo” y que “trabajen por el bien y la seguridad”.

 

PFA-OK

Deja un comentario