Septiembre: los precios al consumidor subieron 1,9%

Por regiones, el incremento más importante se verificó en el Área Metropolitana de la Ciudad de Buenos Aires, con una suba de 2 por ciento, seguido por la región Pampeana (1,9 por ciento), el Noroeste (1,8 por ciento) y Cuyo (1,8 por ciento).

El Indice de Precios al Consumidor (IPC-Costo de Vida) aumentó durante septiembre 1,9 por ciento, impulsado por el incremento en el rubro vestimenta e indumentaria, educación, alimentos y bebidas, vivienda y combustibles, informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

De esta forma, en los nueve primeros meses del corriente año el costo de vida acumuló un avance de 17,6 por ciento en el nivel general, un guarismo superior en 6 décimas de punto porcentual al techo previsto para el corriente año por el Banco Central en sus metas de inflación. Por regiones, el incremento más importante se verificó en el área metropolitana de la Ciudad de Buenos Aires, con una suba de 2 por ciento, seguido por la región Pampeana (1,9 por ciento), el Noroeste (1,8 por ciento) y Cuyo (1,8 por ciento).

En tanto, los menores aumentos se verificaron en el Noreste y la Patagonia, ambos con una suba de 1,3 por ciento respecto a agosto. Por rubros, el informe del Indec dio cuenta de que en septiembre el incremento más importante se verificó en prendas de vestir y calzado, con un avance de 3,8 por ciento por el cambio de temporada; seguido por educación, con una suba de 3,7 por ciento por el aumento de las cuotas en los establecimientos privados.

Por su parte, el IPC Núcleo -que mide la evolución de los precios sin tener en cuenta los productos y servicios cuyo comportamiento puede estar atado a determinado época del año (estacionales) y los bienes y servicios sujetos a regulación- mostró un incremento de 1,6 por ciento en septiembre y en lo que va del año acumula un avance de 16,1 por ciento, lo que representa una diferencia negativa de 1,5 puntos porcentual respecto al 17,6 por ciento del nivel general. Los bienes y servicios regulados marcaron en el noveno mes del año una suba de 1,7 y de 23,2 por ciento en lo que va de 2017.

Entre los alimentos, bebidas y otros tipos de artículos de consumo masivo, las subas más fuertes registradas en septiembre que se verificaron fueron en: el tomate redondo (14,8 por ciento); limón (9,4 por ciento); cebolla (8,8 por ciento); pollo entero (6,5 por ciento); gaseosa cola (4,6 por ciento); algodón (4 por ciento); filet de merluza fresco (3,8 por ciento), y aceite de girasol (3,3 por ciento). En tanto, mostraron caídas los precios de la lechuga (12,6 por ciento); leche en polvo entera (0,5 por ciento); carne picada común (0,2 por ciento), y el detergente líquido (0,1 por ciento).

El relevamiento de precios del Indec comprende 39 aglomerados urbanos de todas las provincias, a los que se agrega la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y 24 partidos del Gran Buenos Aires.


 

Deja un comentario