Sergio Leavy: “En dos años vamos a ir por el poder real en la provincia”

En las elecciones legislativas no solo consiguió una banca de diputado para el Congreso de la Nación sino que se consolidó como un líder político indiscutido en la provincia.

Es el primer intendente en ser elegido dos veces consecutivas al frente de la ciudad de Tartagal y el segundo, desde el regreso de la democracia, que termina el mandato.

Conformó una lista departamental que obtuvo dos bancas en Diputados de la provincia, algo que antes solo conseguía el PJ a través de la cuestionada y abolida ley de lemas. Un poco más calmado, aunque con la misma euforia, Sergio “el oso” Leavy habló con El Tribuno sobre su futuro político, la intendencia, la provincia y el Partido Justicialista.

¿Cómo retoma la actividad siendo que en tres semanas asume en el Congreso? 

Después de las elecciones estuve atendiendo a vecinos e instituciones y eso después de 30 días de licencia. La verdad es que tengo un equipo de trabajo con mucha experiencia y con gente joven. Cuando ingresamos, ser un empleado municipal era “un quemo”, como dicen los chicos, y hoy hay 57 profesionales universitarios en la comuna. Eso nos dio mucha iniciativa y desde allí pudimos tener una administración ordenada, y eso es un legado. Cuando yo llegue no teníamos a nadie en el equipo y tuvimos que aprender; no teníamos experiencias y hoy el municipio llevó adelante un proceso de profunda modernización. Fuimos armando y dejamos plasmadas para las futuras generaciones de intendentes que en toda la gestión no tuvimos ni un conflicto gremial. Agarramos una brasa caliente y hoy tenemos una ciudad normal. Soy el segundo intendente en toda la historia de la democracia que terminó su mandato como jefe comunal en Tartagal y el primero en ser reelecto dos veces. Estoy para el libro Guinness.

¿Qué fue lo que más le impresionó de su triunfo?

En una sola lista logramos dos diputaciones provinciales. En la época de la ley de lemas, el PJ conseguía con dos lemas dos diputados pero es la primera vez que con una sola lista duplicamos al tercero y logramos dos bancas. En Mosconi llevamos casi el 90 por ciento de los votos. Gané con 15 mil votos hace dos años y esta vez me llevé 25 mil. No me sorprendió del todo. Teníamos un cálculo del caudal con el esfuerzo de muchos dirigentes, por eso en Colonia Santa Rosa tuvimos 4.000 votantes de un total de 7.000 en el padrón. O en Pichanal, con un muy buen equipo, o en J. V. González, con Betina Navarro. Yo soy un colectivo que fui juntando el esfuerzo de cientos de dirigentes y militantes que sumaron en todos los rincones de Salta.

¿Por qué pierde Urtubey?
No me corresponde analizar, pero Urtubey pierde porque fueron a disputar un espacio donde estaban ausentes. Nosotros estamos dentro del mismo espacio, seguimos militando dentro del peronismo y creo que al correrse confundieron al electorado; la gente se dio cuenta de esta equivocación y por eso nos apoyaron.

¿Y su análisis sobre el PJ?
Si no se renueva, si no ingresan cuadros nuevos, si no buscan en su semillero, será una caja vacía donde están los diez dirigentes de siempre y no salen nuevas caras. La renovación del justicialismo se está dando en el Partido de la Victoria, y por eso es el crecimiento que vamos teniendo elección tras elección.

¿Cómo ve su futuro político?
Dos años pasan volando y si no tenemos una buena gestión no hay posibilidad de ser candidato a nada, entonces estos dos años son sumamente importantes en mi carrera política, si logro cumplir con el mandato que me dio la gente de defenderla, de frenar los ajustes, trabajar en todos los rincones. Sin esto no hay chances de pelear por algo en 2019. Hay que devolver este apoyo con mucho trabajo. Son sumamente importantes estos dos años para seguir creciendo. Tengo que hacer una diputación nacional que realmente represente a todos los salteños. Vamos a trabajar para hacer una propuesta superadora que contenga a todos los salteños, si logramos esto, seguramente vamos a ir por el poder real de la provincia.

¿Dentro del PJ?
No. Yo soy el presidente de Partido de la Victoria, un partido en crecimiento. No iría al otro partido porque de allí nos expulsaron y tuvimos que armar nuestra propia casa, nuestro propio partido, con nuestros propios militantes y los resultados están a la vista. En solo doce años, logramos tener una fuerza provincial importante en todo el territorio.

¿Peronista o kirchenrista?
Todos somos peronistas. El kirchnerismo está dentro del peronismo.

¿Qué pasará con el municipio cuando asuma como diputado?

Asume el próximo presidente del Concejo Deliberante. El Ejecutivo provincial tiene la potestad de llamar a elecciones, pero creemos que eso no va a ocurrir. Nuestro municipio está ordenado, con todas sus cuentas al día. Hay una clara lectura que dejaron las elecciones: en la ciudad de Tartagal duplicamos al segundo y esto quiere decir que el pueblo dio su aprobación al manejo administrativo del municipio porque si no, no nos habrían apoyado en la categoría a concejales. Esta es una muestra de que la gente quiere que sigamos con esta administración.

¿Habló con el gobernador?

Hablamos y tuvimos una charla protocolar, pero también sobre obras que están pendientes y nos felicitó por la elección que hicimos. Se acabaron los comicios y hay que seguir trabajando dos años más por la provincia y por el municipio.

¿Cómo ve la gobernabilidad en la provincia?

Nadie pondrá palos en la rueda porque si le va mal al Gobierno, le va mal a todos los salteños. Serán dos años de tranquilidad; en las cámaras tiene mayoría. Si se corrigen algunos números económicos, seguramente se va poder administrar muy bien. Hay mucha planta política en el ejecutivo provincial y por eso creo acertada una reducción del 20% para corregir números y tomar otros rumbos.

El Tribuno Salta


 

Deja un comentario